Manny Taur & Iris Clops

Ya es oficial, la pareja formada por Manny Taur e Iris Clops serán los próximos muñecos exclusivos del Comic-Con de San Diego, lo daba a conocer el pasado 6 de mayo la página oficial de Matty Collector.

Lo cierto es que me lo temía, pero eso no quita para que esté disgustada de igual modo. Cruzaré los dedos para que ambos muñecos salgan en alguna nueva colección, aunque no se será lo mismo.


Manny e Iris charlando en la taquilla


Manny e Iris hacen una extraña pareja, quizás por eso me gusten. Me encantan las trenzas de Iris, el color de su pelo y sus zapatos decorados con ojos. En cuanto a su único ojo han conseguido que no resulte demasiado inquietante, su forma ovalada y sus largas pestañas le dan un aire tierno.


Los zapatos de Iris y Manny


De Manny me gusta todo, el atuendo (lleva la cazadora del instituto) y esos ojos azules penetrantes. Ainsss ¡que penita!. Estoy por hacerme con un He Man y ponerle la cabeza de mi torito de Littlest Pet Shop

Las imágenes son de su facebook oficial.





Y ahora os dejo con un poco de información sobre sus orígenes paternos.


Manny Taur es el hijo de un Minotauro.

En la mitología griega era una criatura con cuerpo de hombre y cabeza de toro. El Minotauro era hijo de Pasífae, la hermana de Circe, por lo tanto Casta Fierce y él serían primos lejanos. Menudo culebrón familiar.

Pasífae, cuyo nombre significa "la que brilla para todos" refiriéndose a la luna. Estaba casada con el rey Minos, pero este constantemente la engañaba, asi que ella le echó una maldición. Según algunas versiones, Poseidón la castigó por ello, haciendo que se enamorara de un toro blanco. De esa unión nacería el Minotauro. 

Según otras versiones Poseidón estaba enfadado con Minos. Este pidió al dios Poseidón apoyo para suceder al rey Asterión de Creta frente a sus hermanos y ser reconocido como tal por los cretenses. Poseidón lo escuchó e hizo salir de los mares un hermoso toro blanco (el toro de Creta), al cual Minos prometió sacrificar en su nombre. Sin embargo, al quedar Minos maravillado por las cualidades del hermoso toro blanco, lo ocultó entre su rebaño y sacrificó a otro toro en su lugar esperando que el dios del océano no se diera cuenta del cambio. Al descubrirlo, el iracundo Poseidón castigó a Pasífae por ello haciendo que se enamorará del toro.

El Minotauro sólo comía carne humana y conforme crecía se volvía más salvaje. Cuando la criatura se hizo incontrolable, Minos pidió a Dédalo (famoso arquitecto, inventor y artesano griego) que construyera un lugar del cual no pudiera salir. Dédalo ideó el laberinto de Creta, una estructura gigantesca compuesta por cantidades incontables de pasillos que iban en distintas direcciones, entrecruzándose entre ellos, de los cuales sólo uno conducía al centro de la estructura, donde el Minotauro fue abandonado. Cada nueve años, Minos le ofrecía a la bestia, siete mujeres y siete hombres jóvenes que cobraba a la ciudad de Atenas como tibuto tras el asesinato de su hijo Androgeo en la ciudad ateniense. Años más tarde el joven Teseo conseguiría vencerlo y salir del laberinto con la ayuda de Ariadna (la hija de Minos) y un ovillo de lana.


Imagen: Escultura del Minotauro por Michael Ayrton
Expuesta en el Yorkshire Sculpture Park en Yorkshire (Inglaterra)
La fotografía es de Malcolm Morris




Iris Clops es la hija de un cíclope.

En la mitología griega los cíclopes eran los miembros de una raza de gigantes con un solo ojo en mitad de la frente. Eran muy fuertes, testarudos y de bruscas emociones. Al ojo se le atribuían poderes especiales, capaces de desintegrar cualquier cosa con la mirada.

Según la mitología existían dos generaciones de cíclopes. La primera estaba formada por tres hermanos artesanos y constructores. Arges (resplandor), Esteropes (relámpago) y Brontes (trueno). Los cíclopes, junto a los titanes y los gigantes de las cien manos eran hijos de Gaia (la diosa Tierra) y Urano (dios del cielo).

Urano les tenía miedo, así que decidió encerrarlos en el Tártaro (una prisión en el interior de Gaia). Fueron liberados por el titán Cronos, el otro hijo de Urano. Tras vencer a su padre, Cronos decidió volver a encerrarlos por temor. Hasta que fueron rescatados de nuevo por Zeus, con el que consiguieron vencer a los titanes. En agredecimiento por haberlos liberado forjaron el rayo para Zeus, el tridente de Poseídon, el arco y las flechas de Artemisa y el casco invisible de Hades.

La segunda generación de cíclopes eran los descendientes de Poseídon, pero no poseían la habilidad para la metalurgia. Se dedicaban al pastoreo en Sicilia, donde vivían bajo ninguna ley.

El más famoso fue Polifemo, uno de los protagonistas de La Odisea de Homero. En el relato se cuenta que Polifemo era especialmente cruel y consiguió atrapar a Ulises y a sus doce compañeros, a los que encerró en una cueva para devorarlos vivos. Día tras día iban cayendo miembros del grupo hasta que Ulises emborrachó con vino dulce al bobo cíclope hasta dejarlo dormido. En ese momento le atacó e hirió su único ojo. Al día siguiente, con el cíclope prácticamente ciego, consiguieron escapar saliendo camuflados con el rebaño de cabras.


Fuentes de la información: Wikipedia y la web http://www.seresmitologicos.net/


Imagen: Dibujo del cíclope Polifemo y sus cabras.
Desconozco el autor.




Y una pregunta que se me ha venido a la cabeza: ¿Es Mike hijo de un cíclope?





Toro
Mi pequeño toro. ¿Y si le pongo un cuerpo de He Man?
¡Pobre! Casi que no.

Comentarios

Entradas populares